Radio ZETA

Argentina se encamina a unas primarias marcadas por la pandemia y la economía

Unos 34,3 millones de argentinos están convocados a acudir a las urnas el próximo 12 de septiembre para definir con su voto las listas de candidatos que quedarán habilitadas para competir en los comicios legislativos programados para el 14 de noviembre. EFE/David Fernández/Archivo
Unos 34,3 millones de argentinos están convocados a acudir a las urnas el próximo 12 de septiembre para definir con su voto las listas de candidatos que quedarán habilitadas para competir en los comicios legislativos programados para el 14 de noviembre. EFE/David Fernández/Archivo
(David Fernández David Fernández/)

Buenos Aires, 12 ago (EFE).- Argentina se encamina a celebrar dentro de un mes unas primarias que estarán marcadas por la pandemia de covid-19 y la compleja situación económica que atraviesa el país suramericano, comicios que serán la antesala de las elecciones legislativas en las que el Gobierno de Alberto Fernández pondrá a prueba su nivel de aceptación en el electorado.
Unos 34,3 millones de argentinos están convocados a acudir a las urnas el próximo 12 de septiembre para definir con su voto las listas de candidatos que quedarán habilitadas para competir en los comicios legislativos programados para el 14 de noviembre.
Estas elecciones primarias, obligatorias tanto para los partidos políticos como para los electores de entre 18 y 70 años, se celebrarán en el contexto de una pandemia que ha golpeado fuertemente a Argentina, con unos 5 millones de contagiados y cerca de 108.000 muertos por covid-19.
La pandemia, que irrumpió en Argentina cuando Alberto Fernández llevaba apenas tres meses en el Ejecutivo, y la respuesta gubernamental ante la emergencia sanitaria y económica son uno de los asuntos centrales en la campaña para estas primarias.
Mientras el oficialismo defiende su gestión de la crisis, desde la oposición cuestionan retrasos en la llegada de vacunas y la dureza de las restricciones sanitarias.
PANDEMIA & ECONOMÍA
Más allá de las acusaciones cruzadas entre los candidatos, estas elecciones se celebrarán con un escenario sanitario sustancialmente mejor al que se vivió entre mayo y junio pasado, cuando tuvo su pico la segunda ola de covid-19 en el país suramericano.
Gracias al fuerte avance en el ritmo de vacunación de los últimos meses, la tensión en el sistema de salud cedió y se flexibilizaron ampliamente las restricciones, no obstante lo cual para las primarias habrá medidas sanitarias especiales.
Aunque la pandemia atraviesa la campaña, según diversas encuestas de opinión el temor ante la covid-19 ha perdido fuerza entre los ciudadanos, cuyas preocupaciones prioritarias siguen siendo las mismas que antes: la alta inflación que registra Argentina y la situación económica del país, cuyo PIB cayó 9,9 % en 2020 y busca recuperar terreno este año.
Según un reciente sondeo de opinión de Clivajes Consultores, para un 24,06 % de los consultados las propuestas electorales en materia de inflación serán las determinantes para decidir el voto, seguidas por las que se formulen respecto al desempleo (17,5 % de los encuestados), mientras que la pandemia (5,8 %) aparece en séptimo lugar en el orden de prioridades.
MIRANDO AL 2023
En los comicios de noviembre se renovarán 127 de los 257 escaños de la Cámara de Diputados y 24 de las 72 bancas del Senado.
El oficialismo y sus aliados, mayoritarios en ambas cámaras, buscarán revalidar su modelo, mientras que Juntos por el Cambio, el principal frente opositor, buscará ganar más bancas y quedar mejor posicionado de cara a las presidenciales de 2023.
De acuerdo con mediciones de los consultores D’Alessio IROL y Berensztein, la mala imagen de la gestión del Gobierno se mantiene en torno al 59 % desde hace unos meses, tras haber tocado un piso del 35 % en mayo de 2020, cuando los niveles de aprobación alcanzaron el 60 %.
En este escenario, el oficialismo ha optado presentarse a las primarias con listas de unidad en la mayoría de los distritos.
A contramano, Juntos por el Cambio dirimirá candidaturas entre varias listas internas en la mayoría de las provincias, con una fuerte disputa en la de Buenos Aires entre la centenaria Unión Cívica Radical y la macrista Propuesta Republicana (Pro), las principales fuerzas dentro del frente opositor.
“Ambos espacios van a la misma elección con objetivos y atravesando momentos diferentes”. En medio, una sociedad que “demuestra altos índices de indecisión producto de que la oferta no logra conectarse con sus problemas primarios”, observó Jorge Daniel Giacobbe, director de la consultora Giacobbe & Asociados.

Archivos

Categorías

Categorías